Sobre el nuevo taller: arteterapia y movimiento terapéutico

con No hay comentarios

Sobre el nuevo taller de 9 de enero 2021: arteterapia y movimiento terapéutico

Que sí, que está siendo un año complicado, y eso por decirlo de alguna manera.

Pero vamos a seguir. Y para seguir, de vez en cuando hay que parar, mirar hacia atrás y poner un poco de orden. Más que nada, para liberar algo de espacio y de energía si queremos que algo cambie para mejor.

 

Está clarísimo que no todo depende de nosotros, y el año como el 2020 nos ha vuelto a recordar que a veces hay poca cosa que podamos hacer, cuando las cosas van mal. La sensación de impotencia y estar indefenso es horrorosa, es lo que más machacados nos deja. Pero siempre hay áreas de la vida donde seguimos pudiendo hacer algo. Por eso está bien repasar nuestras vivencias, nuestros proyectos, y buscar estos pequeños espacios donde sí que podemos mejorar o crear algo nuevo más adelante. Pensad que no solo es bueno para nuestros proyectos. Es bueno para nuestra cabeza. Necesitamos volvernos a empoderar, sentir que nuestras vidas nos pertenecen. Aparte de la continua práctica de la resiliencia, en la que nos está entrenando el año 2020, necesitamos seguir creando. Yo diría que nuestra autoestima está en juego…

 

El mes pasado, junto con Anna Román, especialista en Terapia Corporal y Movimiento Terapéutico, abrimos un espacio virtual muy especial. El grupo con el que trabajamos tuvo una oportunidad de mirar cara a cara a sus vivencias del año que está por terminar, ordenarlas, despedirse de algunas, transformar otras. También recogimos material con el que ilusionarse y a la base del cual construir nuestros proyectos para el año que viene. Trabajamos alternando la arteterapia (la técnica del collage, mi predilecta) con los ejercicios de movimiento. Me encanta trabajar con Anna, es una terapeuta muy cálida, muy presente, atenta, y además - y no es lo menos importante - muy bien formada. Nos conocemos desde hace años, compartimos un montón de experiencias, e irnos pasando el timón del taller nos resultó de lo más natural.

 

Esta es la buena noticia. Y la otra, también buena, es que en enero seguiremos con otro taller, esta vez enfocado totalmente en el futuro: vamos a conectar con lo que nos ilusiona, lo que nos importa, lo que deseamos, y vamos a convertirlo en proyectos y planes. En esta “nueva realidad” (qué horrorosa expresión) que para todo el mundo acaba siendo limitante, vamos a hacernos un espacio propio. Reubicarnos, empoderarnos, recuperar la esperanza. Los que han hecho el primer taller en noviembre, seguirán trabajando. Pero hay otra buena noticia - una más - para los que no lo hicieron: no es en absoluto necesario haber hecho el taller de noviembre para participar en el de enero. Tranquilamente os podéis incorporar. El taller será construido de manera independiente, para que todo el mundo pueda encontrar su lugar y aprovecharlo al máximo.

 

Para más información sobre el taller, hay que hacer click aquí o escribirme un correo.

 

Os dejo con algunos testimonios de los participantes del taller, quizás os inspiran:

 

“La profundidad del trabajo contrasta con la sutileza de la tarea.” (Marta)

 

"El taller de arteterapia y movimiento es una herramienta potentísima y reveladora que te da la posibilidad de adentrarte en ti de una manera viva y consciente siendo amable y cariñoso con lo que piensas, sientes y actúas. Anna y Domi te guían y acompañan con mucho cariño en este maravilloso viaje. Muchísimas gracias." (Pep)

 

“Recomendaría el taller a cualquier persona. Creo que lo que le hace especial, es que tiene en cuenta que las personas somos creativas y que necesitamos esta parte espiritual y conectar con nuestra creatividad para sanarnos. Además, el hecho de coincidir con el fin de año y repasar todo lo que hemos vivido, que ha sido difícil, para prepararnos al año que viene, hace que tengamos las ideas un poco más claras. Es una ayuda colectiva de cura, que es preciosa y que vale mucho la pena. Gracias por el trabajo que hacéis, ¡es fantástico!” (Paula)

 

"Este es un taller muy ameno, en el que gracias a los desbloqueos conseguidos con el movimiento corporal y al enfoque que me permitió tener el arteterapia, me ayudó y ayuda aún a deshacerme de las cosas que no me gustaron del año 2020. Gracias por esta iniciativa." (Rafael)

 

"Mi experiencia con el taller me ha servido de brújula, reconocer la importancia de lo que no vibra conmigo y me frena, sacarlo, plantear lo que quiero, reforzarlo y tomar el impulso para hacerlo y todo con una herramienta sencilla y eficaz." (Isabel)

 

 

 

 

Deja un comentario